Lo ético, moral y espiritual como eje transversal en la solución de los problemas del país (I)

¡Comparte!
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

ANTONIA MUÑOZ.-

En el  marco del llamado a Constituyente, el presidente Nicolás Maduro presentó 9 temas para un debate nacional amplio. Desde esta trinchera se ha tratado de darle contenido a cada uno de estos temas para facilitar su comprensión por parte del pueblo llano; sin embargo, nos preocupa que lo ético, lo moral y lo espiritual no sea uno de los temas del debate. Es más, sugerimos que ese tema sea el eje transversal de la mayoría de los temas propuestos, ya que podemos demostrar con argumentaciones basadas en hechos conocidos por todos, lo que aquí responsablemente planteamos. Ojalá seamos humildes y honestos para aceptar que parte de los problemas que vive el país tienen que ver con la alteración de la escala de valores de nuestra sociedad. Necesariamente debemos recordar que el primer paso para solucionar un problema es aceptar que el mismo existe. Seguidamente, debemos identificar los factores que crearon o alimentan dicho problema, para poder abordarlo o atacarlo efectivamente.

La polarización a la cual se ha llegado en Venezuela, en cierta medida tiene su origen en el hecho de no reconocer al otro, a quien siempre se le ve  como a un enemigo y no como a un adversario con el que estamos obligados a dialogar aunque tengamos diferencias. También estamos obligados a demostrar con acciones que en este país cabemos todos y que podemos coexistir civilizadamente, siempre y cuando nos respetemos, nos reconozcamos y entendamos que la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela es un proyecto de país concebido para que, con los procesos de la Educación y el  Trabajo, entre todos podamos lograr los fines esenciales que se enuncian en el artículo 3. No somos ingenuos y no hemos olvidado al ave de rapiña del norte que no acecha pollos, sino petróleo, hierro, aluminio, coltán, oro, diamantes… y un día de estos pudiera querer saciar su sed en nuestras reservas subterráneas y superficiales de agua.

Cuando dejamos de escucharnos entre iguales y mucho menos escuchamos a quienes nos adversan, estamos dejando que la escena política sea dominada por el SECTARISMO, lo cual conduce a la exclusión, a la intolerancia y al resentimiento. Igual daño hacen quienes quieren gobernar al país con equipos formados por familiares y amigos incondicionales, muchas veces obviando requisitos indispensables como el compromiso, la formación académica y la experiencia o experticia que se tenga en el área de desempeño. En otras palabras, los méritos no cuentan, sino el NEPOTISMO, el CLIENTELISMO, el AMIGUISMO y el GRUPISMO. Quien quiera que impulse y apoye este tipo de prácticas, pertenezca a la oposición o al gobierno, rema en  sentido contrario al entendimiento, a la justicia y a la paz.

El Preámbulo establece que uno de los objetivos al decretar la Constitución de la República Bolivariana fue: “… el fin supremo de refundar la República para establecer una SOCIEDAD DEMOCRÁTICA, PARTICIPATIVA Y PROTAGÓNICA…”  Así mismo, el artículo 62 establece que “la participación del pueblo en la FORMACIÓN, EJECUCIÓN Y CONTROL DE LA GESTIÓN PÚBLICA es el medio necesario para lograr el protagonismo que garantice su completo desarrollo, tanto individual como colectivo. ES OBLIGACIÓN DEL ESTADO Y DEBER DE LA SOCIEDAD facilitar la generación de las condiciones más favorables para su práctica. El artículo 70 está referido a los medios de participación y protagonismo del pueblo en el ejercicio de su soberanía, en lo político, en lo social y en lo económico. El art. 184, también es bien amplio en cuanto a mecanismos abiertos y flexibles de participación de las y los ciudadanos en los procesos sociales, políticos y económicos. Las leyes Orgánicas del Poder Popular refuerzan, especifican y le dan viabilidad a la Participación y Protagonismo del Poder Popular.

Quienes hemos tenido responsabilidad de dirección partidista y de gobierno, nos debemos autoevaluar en el sentido de respondernos si como representantes del Estado hemos cumplido con nuestra obligación de “facilitar la generación de las condiciones favorables para la práctica de la participación y protagonismo popular”. Deberían sentirse avergonzados, quienes prevalidos de su posición de dominio han CRIMINALIZADO la Contraloría Social y han desanimado al pueblo organizado en el cumplimiento de su función de prevención, vigilancia, supervisión y control de la gestión pública y comunitaria, así como de las actividades del sector privado que incidan en los intereses colectivos o sociales” (Art.1 de la Ley Orgánica de Contraloría Social).

Aunque Uds. no lo crean han sido muchas las quejas recibidas en relación al burocratismo y a las trabas innecesarias, como esa de colocar sólo una taquilla única en el municipio capital para atender los C.C. de todo un estado, lo cual  retarda y torna engorrosa la adecuación de los Consejos Comunales y Comunas. Hace un mes visitamos una comunidad rural (Morrocoy bajo) del municipio Guanare y nos quedamos sorprendidos de conocer como un equipo manipulador logró registrar un Consejo Comunal paralelo, modificando ligeramente el nombre de la comunidad (Morrocoy abajo) y contando con la complicidad de funcionarios regionales del Ministerio del ramo. También, hemos tenido que observar el trabajo burdo de algunos embaucadores que se han atrevido a colocar a dedo los voceros de unos remedos de Comuna, cuando todos sabemos que debe hacerse democráticamente en una asamblea de ciudadanos. ¡CHÁVEZ VIVE. LA LUCHA POR LA PATRIA HONESTA, JUSTA Y SOBERANA SIGUE!

Caracas, martes 6 de junio de 2017.


¡Comparte!
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

También te podría gustar...