Su propio compañero de guardia habría dado muerte al soldado

¡Comparte!
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

El compañero de armas con el que cumplía la guardia y un civil, al que le facilitaron el ingreso a las instalaciones del 934º Batallón de Infantería “Vuelvan Caras”, ubicado en Araure, habrían sido los que dieron muerte al soldado Willians José Betancourt, presuntamente con el propósito de despojarlo del fusil Kalashnikov AK-103 que portaba.

Escasas horas después de perpetrarse el crimen, planificado desde algunos días, fue resuelto por pesquisas de la División de Homicidios del Cicpc, Base Acarigua. Todos los responsables ya se encuentran detenidos, a la orden de la Fiscalía Nacional Militar Nº 54.

De los autores del hecho criminal, se dijo que se trata de dos soldados identificados como Luis Daniel Rodríguez Rodríguez (20) y Gregorio Jesús Virguez Travieso (18); un sargento de nombre Jairo David Jiménez Rodríguez (36), y Eduardo Alcides González Lizcano (29), el civil que ingresó al componente militar y que participó directamente en el asesinato.

Varias incongruencias en el relató del soldado “testigo” del crimen levantaron suspicacias entre los investigadores de la Policía Científica que lo interrogaron. Uno de estas fue que, a pesar de que el fusil arrebatado fue el asignado el del hoy occiso, y que al declarante (compañero) no le quitaron su arma, este no tuvo la intención de detener a los supuestos delincuentes.

“Ni siquiera disparó para alertar, y pese a que no entregó su arma, los delincuentes terminaron hiriendo a Betancourt y no a él”, declaró una fuente ligada a la investigación del caso.

Luego del interrogatorio y de otras averiguaciones, los sabuesos del órgano detectivesco determinaron la participación del compañero de guardia del soldado fallecido y de otros dos oficiales, entre estos el sargento Jiménez Rodríguez, quien presuntamente “orquestó” el plan para obtener los dos fusiles, al parecer para ser vendidos a grupos hamponiles.

Asimismo, se supo que el sargento habría organizado los horarios de guardia para facilitarles el trabajo al soldado homicida y a González Lizcano, a quien contacto para la operación de despojar del arma a Betancourt.

Durante las actuaciones, los pesquisas del Cicpc lograron incautar el fusil modelo AK103, contentivo de 58 municiones, abandonado por el civil entre la maleza de la parte posterior del batallón, mientras huía, así como una escopeta, calibre 12 milimetros con el que le dispararon a Betancourt en la región torácica, y un auto Daewoo Racer, color rojo, placas YCY860, en el que se desplazó González Lizcano hasta el componente militar.

 


¡Comparte!
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

También te podría gustar...