Críticas a Rusia en la ONU por conflicto en Siria

¡Comparte!
  • 3
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Naciones UnidasEstados Unidos.-

Una enésima reunión en la ONU sobre Siria se transformó el lunes en un proceso contra Rusia, acusada por Estados Unidos, Francia y Gran Bretaña de ser responsable del fracaso del cese del fuego en Guta oriental.

Son “reproches sin fin contra Rusia”, reaccionó el embajador de Moscú ante la ONU, Vassily Nebenzia, durante la reunión del Consejo de Seguridad, luego de las intervenciones de sus homólogos estadounidense, francés y británico. En sus discursos, Estados Unidos citó “22 veces” a Rusia, Francia “16 veces”, el Reino Unido “12 veces” ironizó.

La reunión cumplía con la resolución 2401 votada el 24 de febrero por unanimidad de los 15 miembros del Consejo de Seguridad. El texto exigía al secretario general de la ONU, Antonio Guterres, un informe “dentro de los 15 días” sobre la exigencia de un cese del fuego por 30 días en Siria, lo que no fue respetado.

Según Francia, “Rusia puede hacer parar el baño de sangre”, declaró el embajador francés ante la ONU, François Delattre.

“Sabemos que Rusia, teniendo en cuenta su influencia sobre el régimen (de Damasco), sabiendo de su participación en las operaciones, tiene la capacidad de convencer al régimen -aplicando todas las presiones necesarias- de detener esta ofensiva terrestre y aérea” contra Guta Oriental, afirmó el diplomático francés.

Rusia realizó “al menos 20 misiones de bombardeo cotidianas en Damasco y en Guta oriental durante los cuatro primeros días” que siguieron a la aprobación de la tregua, concordó la embajadora estadounidense, Nikki Haley.

Estados Unidos presentó una nueva propuesta para un cese al fuego inmediato en Siria, anunció Haley, pero no aclaró cuándo sería presentada a votación.

Este nuevo texto es “simple, restrictivo” y “no permite ningún rodeo”, dijo la representante estadounidense. “Llegó la hora de actuar”.

Falla y fuego

Haley acusó a Moscú de haber “explotado una falla” en la resolución de fines de febrero, que prevé excepciones en el cese del fuego para la lucha contra los “grupos terroristas” y sus aliados. Para Moscú al igual que para Damasco, todos los grupos rebeldes en Guta son “terroristas”, recordó. Ni Moscú ni Damasco “jamás tuvieron la intención de aplicar” una tregua, dijo Haley.

“¿Es que Rusia se convirtió en instrumento de Bashar al Asad o peor, de Irán?”, insistió.

Las posturas occidentales muestran una “posición política” que “no está motivada por consideraciones humanitarias”, respondió Nebenzia, dando a entender que los países occidentales buscan principalmente apoyar a los grupos opuestos al régimen de Damasco, que “tiene derecho de defenderse contra los terroristas”.

El embajador peruano, Gustavo Meza-Cuadra, también subrayó que “el terrorismo no debe servir de pretexto para violar los derechos humanos”.

Sin citar a Rusia, el secretario general de la ONU, Antonio Guterres, llamó “a todos los estados” a hacer aplicar la tregua y a “permitir la evacuación inmediata de enfermos y heridos” y el envío de ayuda al enclave rebelde de Guta Oriental.

Guterres, quien se dirigió al Consejo de Seguridad, dijo que los ataques aéreos, bombardeos y ofensivas terrestres se han intensificado desde la resolución de cese al fuego de la ONU adoptada hace dos semanas, que no fue respetada.

El régimen sirio ha recuperado el control “de 60%” de las zonas rebeldes, precisó el jefe de la ONU.

Francia quiere “medidas concretas” ya que “la ofensiva (….) del régimen continúa con un diluvio de fuego. Los civiles no son víctimas colaterales sino el propio objetivo de esta ofensiva”, lamentó Delattre.

“Necesitamos un dispositivo sólido para seguir hora a hora el cese de las hostilidades, evacuación de heridos, envío de ayuda humanitaria”, agregó.

El embajador ruso aseguró que Moscú hace “esfuerzos concretos” para hacer llegar esta ayuda humanitaria. Precisó que militares rusos habían participado para asegurar recientes envíos humanitarios de la ONU en Guta oriental, una información confirmada por fuentes diplomáticas occidentales.

Las fuerzas del régimen sirio proseguían este lunes su avance en Guta Oriental y bombardeaban dos ciudades del oeste en este feudo insurgente, cercano a Damasco.

La ofensiva del régimen, que quiere recuperar la totalidad de este último bastión rebelde en las afueras de la capital, ha dejado desde el 18 de febrero 1.144 muertos –240 de ellos niños– y más de 4.400 heridos, según el Observatorio Sirio de Derechos Humanos (OSDH).


¡Comparte!
  • 3
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

También te podría gustar...